Visita el Card. Aguiar el Hospital de la Mujer

  • Fue recibido por Francisco Navarro, Director General de la Coordinación de Hospitales Federales, quien aseguró que se trata de un hospital “para presumir”.

Vladimir Alcántara

En su tercera visita como Arzobispo de México a un nosocomio público, este 9 de agosto el Card. Carlos Aguiar Retes acudió al Hospital de la Mujer, donde fue recibido por el Dr. Francisco Navarro, Director General de la Coordinación de los Hospitales Federales, y la Dra. María de Lourdes Martínez Zúñiga, Directora de este centro con siglos de historia al servicio de los más necesitados.

Al comienzo de la visita, la Dra. Martínez Zúñiga hizo al Card. Aguiar una breve reseña histórica del hospital, cuyo origen se remonta a 1582, cuando “al licenciado en Medicina Don Pedro López, se le dio una alhóndiga frente a la alameda, un pequeño espacio para que atendiera a gente desamparada: mestizos, negros e indígenas, quienes no tenían quién les diera asistencia médica, lugar al que llamó el Hospital de Nuestra Señora de los Desamparados”.

Explicó que en 1624 los hermanos de la Orden de San Juan de Dios tomaron posesión de este hospital, que durante la peste de 1736 atendió a más de 9 mil enfermos en sólo seis meses, con medios económicos que obtenían recorriendo la ciudad, de puerta en puerta, implorando caridad pública. En 1864 -agregó-, durante el gobierno del Archiduque de Austria, como consecuencia de la reglamentación de la prostitución, el hospital se dedicó a la atención exclusiva de enfermas con padecimientos venéreos, hasta 1975, en que el nosocomio tomó el giro actual, e inició su consolidación científica y técnica, bajo el impulso de los doctores Gazano y Macía.

“Hoy seguimos atendiendo mujeres -explicó la Directora del Hospital de la Mujer al Card. Aguiar-, casi en un 90 por ciento a embarazadas; éste es un hospital que no pone trabas para brindar la atención, trátese de partos naturales, cesáreas, problemas ginecológicos y cáncer”. Aseguró que si bien el hospital no cuenta con el equipo más moderno ni grandes presupuestos, sí con una excelente atención, gracias al apoyo de otros hospitales y del voluntariado, que ha hecho posible que en prácticamente año y medio no se haya registrado ninguna muerte materna.

Por su parte, el Dr. Francisco Navarro señaló que al Hospital de la Mujer asisten muchas pacientes de la Ciudad y de estados vecinos. “Este hospital, en número de nacimientos, atiende más que el Hospital Juárez y el Hospital General juntos. En cuanto a la parte obstétrica y de nacimiento de niños, es un hospital ‘para presumir’”. Sin embargo, señaló que las instalaciones requieren ya de muchos recursos, porque todas las instalaciones viejas se vuelven caras, difíciles de operar; “pese a esto, aquí se brinda una atención de primera”.

Tras las palabras del Dr. Navarro, el Card. Aguiar Retes agradeció la labor de todo el personal a favor de tantas mujeres que encuentran en dicho centro servicios de excelencia. Posteriormente, sostuvo una conversación con tres mujeres que le llevaron a enseñar a sus recién nacidos y dos en estado de embarazo, así como con dos mujeres y un hombre cuyos hijos se encuentran en el área de Terapia Intensiva Neonatal, a quienes pidió tener mucha fe en Dios.

Finalmente, el Arzobispo de México recorrió las instalaciones para saludar, bendecir y conversar con pacientes y personal médico de las áreas de Maternidad, Hospitalización Oncológica, Terapia Intensiva Maternal, Terapia Intensiva Neonatal, Citología y Urgencias.


Si bien el Hospital de la Mujer no cuenta con el equipo más moderno ni grandes presupuestos, sí con una excelente atención.