Fallece a los 85 años de edad Mons. Rosendo Huesca Pacheco, Arzobispo Emérito de Puebla

  • De acuerdo con información extraoficial, habría fallecido en su casa a causa de un paro cardiaco.

Vladimir Alcántara

Esta madrugada falleció el arzobispo emérito de Puebla, Mons. Rosendo Huesca Pacheco, a los 85 años de edad, al parecer, producto de un paro cardiaco.

“Informo con profundo dolor a toda la comunidad diocesana que este día, a las 3:00 am, el Señor ha llamado a su paternal presencia a Su Excelencia, Mons.Rosendo Huesca Pacheco, VII Arzobispo de Puebla. Dios misericordioso lo recibe con innumerables obras buenas y con una vida llena de servicio a los demás. DEP.”, así lo informó el arzobispo de Puebla, Mons. Víctor Sánchez Espinosa a través de sus redes sociales.

Mons. Huesca Pacheco nació en Santa María Ejutla, Oaxaca, el 1 de marzo de 1932. Inició sus estudios en el Seminario Palafoxiano, pero los continuó en la Universidad Gregoriana de Roma, donde se tituló como licenciado en Teología y en Derecho. El 28 de octubre de octubre de 1956 fue ordenado sacerdote, y posteriormente realizó estudios especializados en Psicología y Pedagogía en la Universidad de Fordham, en Nueva York.

Fue Rector del Seminario Mayor Palafoxiano, fundador y primer Presidente de la Organización de Seminarios Mexicanos, y catedrático en la escuela de Psicología de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla. En 1970, Su Santidad Pablo VI lo nombró Obispo Auxiliar de Puebla, y el 28 de septiembre de 1977 le designó VII Arzobispo del estado. En 1978, lo eligió Miembro de la Sagrada Congregación para la Educación Católica, y al mismo tiempo miembro de la Congregación de Religiosos e Institutos Seculares. Al año siguiente fue anfitrión del Papa Juan Pablo II durante su visita a Puebla, así como de los participantes a la III Conferencia General del Episcopado Latinoamericano.

En 1997 la Conferencia del Episcopado Mexicano le eligió para participar en el Sínodo de Obispos para América, realizado en Roma. En Junio de 2001 fue anfitrión del Primer Encuentro Continental Americano de Cultura, y al siguiente año acudió al Euroforo del Escorial en España, también fue invitado por el Consejo Episcopal Latinoamericano para participar en el Congreso Social, que reunió a representantes del Episcopado Latinoamericano y a Obispos de la Unión Europea.

Entre sus obras más destacadas, estableció la Fundación de Beneficencia Privada “Caritas”, que ofrece ayuda a indigentes, enfermos crónicos, personas de bajos recursos y del medio rural, así como a enfermos en fase terminal, dándoles gratuitamente casa, vestido, sustento, atención médica y alimento. También fundó el Banco de Alimentos, que distribuye mensualmente varias toneladas de comida mediante despensas que se entregan una vez a la semana a más de 10 mil 300 personas. Asimismo, creó la “Casa del Adolescente”, la “Estancia Infantil” –atendida por Cáritas–, la “Casa de la Familia”, así como dos casas del Campesino.

Impulsó la educación en el estado a través de la Pastoral Social, y con el apoyo del Instituto Estatal de Educación para Adultos estableció en algunas parroquias centros de alfabetización y de cursos para la culminación de estudios de primaria y secundaria.

De acuerdo con un comunicado de la Arquidiócesis de Puebla, “el funeral se llevará a cabo en la Capilla del Seminario Mayor Palafoxiano, a partir de las 12:00 Hrs. y a las 21.00 Hrs. Mons. Víctor Sánchez Espinosa presidirá la Santa Misa.

 

Ad