Card. Íñiguez: escultura “Sincretismo”, ofensa permanente contra católicos

  • Señaló que al fusionar a la Virgen de Guadalupe con una deidad indígena se comete una falta contra lo más sagrado que tenemos los mexicanos como regalo del cielo.

 

Vladimir Alcántara

Al presidir la Misa del Patrocinio de la Virgen de Zapopan, en la explanada del Instituto Cultural Cabañas, en Guadalajara, el Cardenal Emérito de esta entidad, Juan Sandoval Íñiguez lanzó una fuerte crítica a la escultura “Sincretismo”, en la que el artista Ismael Vargas fusionó a la Virgen de Guadalupe con la figura de la diosa Cuatlicue; obra que las autoridades colocaron en el camellón central de la avenida Federalismo, y que se develó el pasado 14 de agosto, como parte del programa “Arte Público en Guadalajara.

Sobre esta escultura, que mide más de 9 metros de altura, el Card. Emérito señaló que con esta obra se comete un pecado contra lo más sagrado que tenemos los mexicanos como regalo del cielo: la Virgen de Guadalupe. “Tenemos una ofensa permanente en esta ciudad católica que ama tanto y de corazón a la Santísima Virgen María”, externó.

Cabe señalar que, desde que la escultura fue develada, numerosos tapatíos la consideraron una ofensa inaceptable, y criticaron que, en nombre del arte, se profane la imagen de la Guadalupana, desdibujando el mensaje que dio origen a una nueva cultura mestiza, como es el pueblo de México. Y durante todo este tiempo han pedido a las autoridades retiren esta obra que lastima a la comunidad católica.

Por otra parte, durante esta Misa del Patrocinio de la Virgen de Zapopan, el Card. Emérito Sandoval Íñiguez también criticó la llamada ideología de genero, asegurando que ésta atenta contra la familia. “Es un ataque que viene de fuera, bien orquestado, bien planeado, bien financiado, para que se destruya la familia y la vida, para que se debiliten los pueblos y puedan ser más fácilmente dominados y explotados”

Ad